Lo encadenan a una montaña rusa y escapa en menos de un minuto

18 ago. 2015

Dean Gunnarson. Es el nombre por el que se conoce a uno de los escapistas más conocidos en la actualidad. Siguiendo la estela del mítico Harry Houdini -el ilusionista y mago más famoso de la historia- este artista canadiense es conocido por sus imposibles hazañas reproducidas en televisiones de medio planeta, donde el riesgo es una de las constantes. Una de sus últimas aventuras tuvo lugar en un parque de atracciones de China, cuando Gunnarson fue encadenado a los rieles por donde discurren los vagones de una montaña rusa antes de que la atracción entrara en funcionamiento. Con los vagones ya en marcha, el escapista tuvo que deshacerse de sus cadenas en menos de un minuto, con la muerte pisándole los talones. Conozcamos un poco más su última aventura.

Dean Gunnarson, uno de los escapistas más conocidos de la actualidad

Conocido por sus atrevidos espectáculos, Gunnarson rozó la tragedia en esta ocasión. Nativo de la ciudad de Winnipeg, en sus inicios como escapista también estuvo a punto de morir cuando fue enterrado en un ataúd. Pero logro sobrevivir. Como en esta ocasión. El artistas canadiense viajó haste el parque de atracciones Happy Valley, ubicando en la ciudad de Shenzhen, que pertenece a la provincia china de Guandong. Allí fue encadenado de pies y brazos a una espectacular montaña rusa de madera. Según la versión de los organizadores, los coches comenzaron a funcionar al parecer demasiado pronto -eso no lo sabemos, podría estar preparado- y circulaban a 55 millas -más de 85 kilómetros por hora-. Así, y con los vagones yendo hacia él, el escapista se desprendió de sus cadenas y pudo saltar al vació en unas colchonetas preparadas para la ocasión antes de ser arrollado. En el vídeo que detalla la hazaña se ve como el tiempo estuvo muy apretado. Gunnarson se arriesgó mucho.

Esta captura del espectáculo confirma el riesgo corrido por el escapista

El propio protagonista lo confirmó después a los medios de comunicación congregados para el evento. “Mi corazón bombeaba cada vez más deprisa. Vi los vagones muy cerca, podía ver los ojos de la gente que iba a bordo mirándome. Una de las esposas me dio problemas y no sabía si iba a llegar a tiempo”. Incluso su acompañante -Cary Tardy- destacó lo arriesgado de la puesta en escena: “no pensé que iba a hacer esto. No lo dejaremos hacer algo así nunca más”. Las hazañas de Dean Gunnarson salen en televisiones de medio planeta. Y no dejan a nadie indiferente.

Accidente anterior en Beijing

Aunque sus aventuras no siempre salen bien. En los propios archivos de Youtube se puede ver como en el año 2008 se lesionó cuando intentaba realizar un espectáculo parecido al recreado recientemente en el parque de atracciones Happy Valley. En este caso, el primero de los vagones sí llegó a contactar con los pies del escapista, que tuvo que ser atendido por el golpe. El accidente le produjo una hemorragia interna en la articulación y tuvo lugar mientras grababa un especial con la televisión pública de China. “He roto todos los huesos de mi cuerpo”, dijo tras ser atendido.

Dean Gunnarson, en su última actuación

Desde entonces, Dean Gunnarson ha seguido desafiando a la muerte. ¿Cual será su próxima aventura?